Empieza a Vivir sin Varices en las Piernas, aquí te decimos como lograrlo

9 de febrero de 2015

¿Piernas Hinchadas? Aprende 6 consejos para aliviarlas

Las piernas hinchadas son un problema que afecta en gran medida a las mujeres, principalmente durante el embarazo y que, además de ser muy molestas, pueden traer otros problemas como una mala circulación y el abultamiento o aparición de venas varicosas o insuficiencia venosa. Por tanto en las siguientes líneas aprenderás un poco más sobre esta condición y cómo actuar al respecto.


Para empezar ¿A qué se debe la hinchazón en las piernas y cuáles son los síntomas?

Para comprenderlo mejor entendamos por hinchazón el agrandamiento de algunos órganos ocasionado ​​por la acumulación excesiva de líquidos en los tejidos. Este problema también llamado edema (del griego οίδημα, que significa precisamente hinchazón) puede afectar a todo el cuerpo (edema generalizado) o sólo puede afectar a una parte limitada ( edema localizado), tales como las que hablamos en este caso: las piernas.

Este exceso de líquido lo podemos encontrar la piel y los músculos, donde en condiciones normales ya existe un pequeño porcentaje de agua presente en el tejido adiposo.

¿Cuáles son los síntomas que pueden hacerte notar la presencia de inflamación en las piernas? He aquí una lista rápida de los principales.
  • Piernas pesadas, dolor, especialmente al final del día o después de un largo periodo de pie.
  • Venas visibles que aparecen en la piel de las piernas (varices) .
  • Pesadez, hinchazón inicial en la zona de los tobillos.
  • Hormigueo y calambres musculares. 
También te puede interesar: Atención con los síntomas de las Várices


6 consejos para aliviar las piernas hinchadas.




Las piernas y los tobillos hinchados no nos permiten vivir con tranquilidad nuestros días provocando dificultad para caminar y la molestia de sentir las piernas entumecidas al final del día que incluso pueden evitarnos disfrutar de un sueño placentero. Por esta razón a continuación verás formas simples de acabar con los malestares

1. Chorros de agua o baño de pies

El agua no sólo debe ser tomada en las cantidades adecuadas, con el fin de derrotar a la deshidratación y favorecer la eliminación de toxinas (por lo menos dos litros al día), sino también la puedes utilizar para hacer baños de pies refrescantes.

Una forma es colocar las zonas más afectadas por la hinchazón y pesadez directamente en el chorro de agua con el fin de estimular la circulación. También puedes realizar un baño agregando aceites esenciales frescos, como lavanda y menta a una pequeña tina y sumergiendo tus pies durante 20 minutos.

2. Masajes de drenaje y relajantes

Por supuesto hacer uso de masajes puede ayudarte a aliviar la sensación de piernas hinchadas. Hay técnicas especiales de drenaje linfático que se puede poner en práctica por terapeutas experimentados que te liberarán de todas las toxinas acumuladas en tu cuerpo, de los pies a la cabeza.

También efectuar un simple masaje aplicando movimientos circulares con las manos a partir de los tobillos y en dirección ascendente. Para ello utiliza un aceite base tal como de almendra o girasol y añádele unas pocas gotas de aceite esencial de limón o romero para obtener una mayor eficacia. Al final del día también es útil, cuando te acuestes, pasar unos minutos con las piernas elevadas por una almohada con el fin de ayudar quitar la acumulación de sangre en los tobillos.


3. Alimentación adecuada

La elección de los alimentos que comemos juega un papel importante para el bienestar de nuestras piernas. Si la inflamación es causada por problemas como la retención de líquidos, entonces sería bueno pensar en disminuir el consumo de aquellos alimentos que lo favorecen: sal y productos envasados ​​excesivamente salados, alimentos enlatados, carnes y quesos.

En cambio otros alimentos son capaces de desempeñar una acción positiva en términos de la correcta circulación sanguínea, ayudando al cuerpo en sus procesos anti-inflamatorios. Entre ellos puedes encontrar especialmente a la fresas, grosellas y arándanos. También se recomienda el kiwi y los cítricos ricos en flavonoides y vitamina C.


4. Estimula la circulación en las piernas

El problema de las piernas hinchadas y pesadas puede afectar más a aquellas personas que pasan varias horas en una posición sentada o parada sin la capacidad de realizar grandes movimientos. He aquí que para aliviar la sensación de pesadez un buen hábito es realizar pequeñas caminatas cada hora para estimular la circulación de nuevo. 

5. Compensas para aliviar las piernas hinchadas

La aplicación de compresas directamente en las piernas y los tobillos puede ayudar a reducir la sensación de pesadez y la hinchazón como las siguientes 2. 
  • Té verde. Puedes preparar la cataplasma mediante la infusión de hojas de té verde. Filtra y utiliza una gasa de algodón para poder aplicar sobre las piernas hinchadas hasta que comiences a experimentar un alivio.
  • Vinagre de Manzana. Además del té verde, el vinagre también resulta adecuado para la preparación de cataplasmas para las zonas inflamadas de los tobillos. Sólo debes diluir una parte de vinagre en diez partes de agua y sumergir en el líquido una toalla de algodón, después envuelve los tobillos con ella sin apretar demasiado. Aplica preferentemente por la noche y deja actuar durante al menos quince minutos.

6. Reduce la hinchazón en las piernas mediante infusiones

Una buena ayuda contra la sensación de pesadez e hinchazón en las piernas puede provenir del uso de algunas hierbas adecuadas para la preparación de infusiones.

Para combatir la retención de agua una infusión de menta y hojas de arándano pueden favorecer la eliminación del excedente de líquidos purificando el cuerpo. Por su parte la centella asiática, el hinojo y el hamamelis, son ideales para estimular la circulación sanguínea. también puedes probar con las siguientes preparaciones:
  • Infusión de hojas de avellano. Con hojas secas de avellano puedes obtener una infusión beneficiosa para la circulación, para ser bebido caliente dos veces al día. Lo ideal sería tomar una taza por la mañana y otra por la noche en los periodos en los que los síntomas molestos están más presentes, en particular en el caso de que la hinchazón sea acompañada por hormigueo. Para cada taza será suficiente utilizar una cucharadita de hojas secas de avellano picadas y dejar en agua hirviendo durante quince minutos.
  • Melaza y semillas de anís. Estos dos ingredientes se pueden emplear para la preparación de una bebida para contrarrestar la inflamación de las piernas debido al calor, la fatiga o la posición adoptada durante el día. Sólo tienes que llevar al punto de ebullición 500 ml de agua en la cual verterás una cucharadita de melaza y una de anís dejando reposar durante unos quince minutos. La infusión debe consumirse caliente dos o tres veces al día.

Conoce que más sobre Que Puedes tomar para aliviar las Varices

0 comentarios:

Publicar un comentario

¿Encontraste lo que buscabas? Deja tu comentario y te responderemos a la brevedad

Síguenos en Google+

Lo Nuevo en tu Correo

© Vive Sin Várices, AllRightsReserved.

Designed by ScreenWritersArena